Para saborear y disfrutar de una cerveza en toda su plenitud es muy importante saber servirla o, más bien,  saber “tirar” una cerveza, todo un arte que es sinónimo de calidad profesional. La respuesta es muy simple: con uno o dos dedos de espuma. La espuma protege al líquido y evita que éste se oxide […]">
A %d blogueros les gusta esto: